Tuesday, March 24, 2009

Monseñor Romero y los evangélicos

In his later years, even as he was coming under fire from his own Church, Monseñor Romero remained friendly with those evangélicos who were willing to work with him. I think of that whenever I hear my brothers and sisters in the Renovación refer to non-Catholic Christians as “los hermanos separados” (the separated brethren). In this anecdote from Monseñor Romero: Piezas para un retrato, Miguel Tomás tells how Romero stopped using that pejorative term:

...Le sorprendió que llegaran a verlo unos evangélicos. Tal vez era primera ocasión. Fuimos un buen grupo, el pastor y el cuerpo de diáconos con sus esposas, en representación de una pequeña Iglesia bautista, la Iglesia Emmanuel.

Le explicamos el aprecio que teníamos por su labor, le contamos que teníamos buenos amigos entre los curas católicos...

...A los días, Monseñor Romero contó sobre aquel encuentro por la radio y habló de nosotros llamándonos “hermanos separados”. Era el lenguaje habitual de la Iglesia católica en aquellos tiempos.

Encuentros así se fueron haciendo costumbre y una vez que volvimos a visitarlo, Heriberto [Pérez, el pastor de la Iglesia bautista] le reclamó:

“Usted habló de nosotros, pero de un modo que no nos gusta. Porque nosotros nos sentimos hermanos, pero no separados.”

Monseñor se quedó pensativo unos instantes.

“Hagamos un trato,” nos propuso. “Ustedes no me llamen más Monseñor, sino hermano y yo no les vuelvo a decir “hermanos separados”.

¡Trato hecho!

Y desde aquel día él nos llamó a nosotros “los hermanos de la Emmanuel” y nosotros a él, “el hermano Romero.”



And it is also worth noting that while Catholics are still waiting for the Vatican to officially proclaim Oscar Romero's sainthood, the Church of England already commemorates Msgr. Romero and his feast day is a Holy Day for them.

Foto: Testimonios martiriales de "Iglesias Hermanas" en la Cripta de la Catedral, gentileza Fundación Monseñor Romero

No comments:

Post a Comment